miércoles, 15 de abril de 2015

Bizcocho cebra

Buenas noches a todos!

Hoy os voy a proponer una receta ideal para desayunar o merendar. Un bizcocho muy llamativo, fácil de elaborar y muy muy sabroso: Bizcocho cebra. 



Desde que lo probé, ha pasado a formar parte de mis bizcochos favoritos. Sólo os hace falta un poco de paciencia para verter la masa en el molde (Y un poco más para no caer en la tentación de probarlo según salga del horno jeje).



Ingredientes:

  • 4 huevos
  • 200 gr. de azúcar
  • 250 gr. de leche
  • 150 gr. de aceite de oliva suave (también podéis usar aceite de girasol, en este caso, utilizad 200 gr.)
  • 1 cucharadita de vainilla líquida
  • 250 gr. de harina
  • 1 y 1/2 cucharadita de levadura química
  • 1 pizca de sal
  • 3 cucharadas de cacao puro en polvo sin azúcar
  • 3 cucharadas más de harina
Elaboración:
  • Precalentamos el horno a 180º con calor arriba y abajo. Mezclamos en un bol el aceite, la leche y la vainilla. 
  • Tamizamos la harina en otro bol junto con la sal y la levadura. 
  • Batimos los huevos con el azúcar. 
  • Añadimos la mezcla de leche, vainilla y aceite y mezclamos bien. 
  • Seguidamente, agregamos la mezcla de harina, sal y levadura y mezclamos hasta que estén bien integrados todos los ingredientes. 
  • Separamos la mezcla en 2 mitades. 
  • A la mitad de la masa le agregamos el cacao en polvo y mezclamos hasta obtener una masa homogénea (masa de la izquierda). A la otra mitad de la masa, le añadimos 3 cucharadas de harina y mezclamos (masa de la derecha). 
  • Engrasamos y enharinamos el molde en el que vayamos a hornearlo. En primer lugar, comenzamos vertiendo un poco de la masa "blanca" en el centro del molde (la medida que yo he utilizado es un cucharón o un cazo pequeño). 
  • Vamos alternando ambas masas, siempre vertiendo en el centro la masa. No hace falta que mováis el molde, porque ello solo va a ir "expandiéndose" por el molde. 

  • Cuando acabemos las masas, el aspecto será más o menos el siguiente:
    • NOTA: No hace falta que los círculos queden perfectamente concéntricos... ¡las cebras no tienen las rayas iguales ni perfectas, ¿no?!
  • Horneamos 35 minutos a altura media. Ya sabéis, cada horno es diferente, aproximadamente cuando pase el tiempo que os he comentado el bizcocho empezará a estar listo, sólo hace falta pincharle con una brocheta y si esta sale limpia...¡listo! 
    • IMPORTANTE! No abráis la puerta del horno antes de los 30 minutos, poorque es muy probable que el bizcocho se estropee y se os baje.
  • Dejamos enfriar, desmoldamos y.... ¡que aproveche!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...